Más allá de la ciencia: las experiencias de consolidados investigadores como inspiración para las nuevas generaciones

La historia está llena de ejemplos de personas con grandes talentos que, a pesar de sus dotes, no lograron explotar su potencialidad y triunfar en sus respectivas áreas, por lo que la pregunta que surge de esas historias fallidas es qué hace la diferencia entre el profesional exitoso y aquel que se va quedando atrás.

Para Gonzalo Yévenes, académico del Departamento de Fisiología, resolver esta interrogante en el área científica requiere que las futuras mentes brillantes reciban la experiencia de quienes han recorrido el camino de la investigación y, desde ahí, puedan aprender y emprender. Por ello, en el marco del Congreso de la Sociedad de Farmacología de Chile, decidió impulsar un encuentro entre alumnos de pregrado, del Magíster en Neurobiología y del Doctorado en Ciencias Biológicas de la FCB, con el objetivo de compartir experiencias y recibir el consejo de consolidados investigadores.

“Recibimos la visita del doctor Carlos Opazo De la Universidad de Melbourne en Australia y de la profesora Cecília Bouzat de Bahía Blanca en Argentina, para discutir, por ejemplo, cómo se realiza investigación en neurobiología en otros países, cómo hacer preguntas acerca de la carrera científica y cómo fortalecer el rol de la mujer en ciencia, entre otras cosas”, señaló el académico.

Este último punto fue profundizado por la Doctora Bouzat, bioquímica y biofísica argentina con una extensa trayectoria, en la cual ha contribuido significativamente al conocimiento del nivel funcional, farmacológico y bioquímico de los canales iónicos activados por acetilcolina y por serotonina del sistema nervioso central, a través de 87 publicaciones científicas en revistas como Nature, Journal of Biological Chemistry y Molecular Pharmacology, entre otras.

Respecto al encuentro con los estudiantes de la FCB, la científica del Instituto de Investigaciones Bioquímicas Bahía Blanca (INIBIBB), expresó que “hablamos del desarrollo en una carrera científica desde su inicio, hasta obtener una posición consolidada. Además, discutimos los problemas que se presentan, las actitudes que hay que tomar para enfrentarlos, la necesidad de dedicarse compasión a las investigaciones y la satisfacción de los logros”. La Dra Bouzat, quien ha encabezado más de 30 proyectos de investigación con financiamiento nacional e internacional, agregó que “también nos enfocamos en la responsabilidad, en la seriedad y en los valores éticos que hay que tener siempre que se realiza una investigación científica”.

Una de las asistentes a la actividad, la estudiante del Doctorado en Biología Celular y Molecular de la FCB, Victoria San Martín, destacó la presencia de la investigadora. “Fue una grata e inspiradora presentación. Yo había escuchado antes a la Dra. Cecilia Bouzat y conocía un poco de su trabajo, pero conocer la actualización de sus datos y las técnicas que utiliza para realizar sus investigaciones, fue muy interesante, sobretodo viniendo de una mujer latinoamericana”.

En este sentido, San Martín destacó que “creo que es primera vez que veo a una mujer que tenga líneas de investigación en neurociencia y en estudio de canales iónicos a ese nivel. Así es que por ese lado fue super interesante de ver y de manera tan cercana”.

Uno de los temas abordados por la destacada científica trasandina fue la necesidad de avanzar hacia el logro de la equidad de género en la ciencia. “Un punto importante al que se dedicó bastante tiempo fue el rol de la mujer en la ciencia, por lo que discutimos las formas posibles para disminuir las desigualdades entre hombres y mujeres en el éxito científico. Fue en general una charla muy interesante y los alumnos una gran necesidad de avanzar en la investigación científica y de ver de qué forma lo pueden hacer de la mejor manera”, puntualizó.

La tríada mágica de la ciencia
Otro de los participantes en el encuentro fue el doctor Carlos Opazo, ex académico de la FCB y actual investigador del Instituto Florey de Neurociencia y Salud Mental ubicado en Melbourne (Australia), uno de los centros más grandes y respetados del mundo en investigación sobre el cerebro. Entre otras patologías, el organismo posee líneas de investigación en derrame cerebral, epilepsia, depresión, adicción, enfermedad de Alzheimer, Parkinson y neuronas motoras.

Sobre el encuentro con alumnos de la FCB, el investigador explicó que “considerando que la Universidad estaba cerrada, esperabamos encontrarnos con un grupo reducido de estudiantes. Pero fue una grata sorpresa ver que los asientos de la sala de reuniones del Departamento de Fisiolgía estaban completamente ocupados por estudiantes”.

El Dr. Opazo destacó que “la conversación fue fluída y nos dedicamos a revisitar nuestras experiencias de vida como estudiantes, nuestras motivaciones y la dedicación irrestricta a nuestra disciplina. Conversamos sobre como distribuir nuestros tiempos para lograr tener una vida”

La cercanía lograda por estos relatos, fue valorada por el alumno de Magíster en Neurobiología, Anggelo Sazo, quien asistió a la actividad. “Fue reconfortante encontrarse con una experiencia de vida que no es alejada a lo que uno vive. Porque uno los ve como figuras académicas super altas, como si no les costara nada o como que ya estuvieran establecidas en un estutus inamovible y, en realidad, se sacaron la mugre por llegar a donde están, sufrieron y pasaron penurias igual que uno, trabajaron hasta tarde, se levantaron temprano, tuvieron que dejar de lado a la familia y tomar decisiones super fuertes. Entonces su experiencia fue muy cercana”.

Respecto a las temáticas abordadas, el Dr Opazo destacó que “conversamos sobre el papel que tienen los estudiantes de Doctorado en la formación de los alumnos de pregrado; sobre conceptos que son críticos en ciencia, como la recolección, la trazabilidad y la reproducibilidad de los datos y, finalmente, hicimos enfásis en qué hacer cuando no se pueden realizar experimentos; leer y escribir, para completar la tríada mágica de la Ciencia”.