Presentaron resultados de estudio para identificar biodiversidad y restaurar ecosistemas en el Maule

Tras once meses de trabajo se presentaron en el Centro de Extensión de la Universidad de Talca los resultados del estudio “Planificación ecológica de la infraestructura ecológica de la biodiversidad y sus servicios ecosistémicos y programa regional de prioridades de restauración ecológica en el contexto de los incendios 2016-2017 de la Región del Maule”, proyecto financiado por el Ministerio del Medio Ambiente y ejecutado por las Universidades de Concepción y de Talca, el cual identifica las zonas de alto valor de biodiversidad y provisión de servicios ecosistémicos para su conservación y manejo sustentable del territorio maulino, así como también un plan regional de restauración.

El estudio se enmarca en el contexto de los incendios ocurridos durante 2016 y 2017 en la región y que afectaron más de 279 mil hectáreas, y en su realización participaron actores del sector público y privado, académicos y ONG’s, quienes fueron parte de una serie de talleres desarrollados durante la investigación.

El equipo técnico del proyecto estuvo formado por el Dr. Cristian Echeverría, académico de la Facultad de Ciencias Forestales de la Universidad de Concepción y Director del Laboratorio de Ecología del Paisaje (LEP); y la Dra. Alejandra Engler, académica del Departamento de Economía Agraria de la Universidad de Talca y Directora Alterna del Núcleo Milenio CESIEP.

La necesidad de una restauración a gran escala

El estudio evaluó tres aspectos: la biodiversidad de la región, los servicios ecosistémicos más demandados por los actores del territorio y las oportunidades de restauración.

Posteriormente, se diseñó una Infraestructura Ecológica para la región completa, cuya finalidad, explicó el Dr. Echeverría, es proponer una red interconectada de zonas que en conjunto contribuyan a mantener la biodiversidad en todos sus niveles, las funciones clave de los ecosistemas y la provisión de servicios ecosistémicos que las personas demandan, con el objetivo de asegurar la sustentabilidad del paisaje, la conservación de la biodiversidad y el bienestar humano.

Para la Dra. Engler, “la creciente degradación de los recursos naturales no es indiferente a nadie y cada vez existe más preocupación por recuperar el medio en que vivimos. Este estudio es una iniciativa muy importante porque analiza a escala regional dónde priorizar áreas de restauración que respondan a zonas de degradación pero también de demanda de servicios ecosistémicos y biodiversidad”, puntualizó.

Resultados principales

Los talleres revelaron que se busca conservar principalmente los ecosistemas naturales remanentes, seguido de especies amenazadas de la Región. Las áreas que representan los más altos valores de biodiversidad (endemismo, vulnerabilidad, representatividad, entre otros) se concentran en la zona andina, las cuales representan un 10% de la Región. En la Costa, cerca de 96 mil hectáreas poseen atributos ecológicos de alto valor.

Las mayores extensiones de ecosistemas que proveen los servicios ecosistémicos más demandados se concentran en la zona andina, con cerca de 235 mil hectáreas y representados principalmente por bosques naturales. El paisaje costero provee una menor capacidad y extensión de los servicios ecosistémicos demandados por los actores.

Las áreas de valor ecológico (alta biodiversidad y mayor provisión de servicios ecosistémicos demandados) que actualmente existen en la Región del Maule suman 312 mil hectáreas. Casi la mitad se concentra en la zona andina y en menor medida en el valle central.

Las oportunidades de restauración de Maule se concentran en la zona costera con aproximadamente 312 mil hectáreas. Los principales objetivos del plan de restauración son recuperar los servicios ecosistémicos de regulación hídrica, productividad de suelo y hábitat de especies amenazadas. Para cumplir esos objetivos es necesario restaurar 400.000 hectáreas, es decir, el 36% del paisaje costero, el 4% del paisaje de la Depresión Intermedia y el 3.6% del paisaje de Los Andes. En total, es necesario lograr restaurar aproximadamente el 14% de la Región del Maule.

Twitter icon
Facebook icon
Instagram icon