Archivo Fotográfico UdeC se adjudicó proyecto Fondart Nacional

Con el objetivo de implementar un sistema que normalice los procesos de gestión digital del Patrimonio Documental Histórico de la Universidad de Concepción, el Archivo Fotográfico se adjudicó un proyecto Fondart Nacional de Infraestructura Cultural titulado "Documento Abierto: Implementación del Área de Automatización, Preservación Digital y Acceso, Archivo Fotográfico UdeC”.

Con un financiamiento de $49.677.468, el proyecto busca el mejoramiento de la gestión del patrimonio documental y fotográfico universitario, y es realizado en asociación con las Direcciones de Investigación, Tecnologías de Información, Bibliotecas, Extensión y CREUDEC. Uno de sus ejes centrales es el mejoramiento de la infraestructura existente, específicamente un equipo escáner de alta gama y nuevos servidores para alojar el archivo fotográfico, además del fortalecimiento de la colaboración dentro de la Universidad y distintas actividades de extensión.

El equipo está compuesto por Claudia Arrizaga , coordinadora general del proyecto y del Archivo Fotográfico UdeC; Carolina Tirado, conservadora del archivo; Consuelo Emhardt, coordinadora del área comunicaciones; y Manuel Novoa , coordinador del área de desarrollo informático y procesos de gestión y administración de servicios en línea. Además, se conformó un comité asesor cuyos integrantes son María Soledad González, Directora de Extensión; Carla Silva, Subdirectora de Bibliotecas; Ximena Sepúlveda, Abogada Jefe de la Unidad de Propiedad Intelectual UdeC; y María Enriqueta Pavés, conservadora restauradora del CREUDEC.

En su rol de coordinadora general, Arrizaga destacó el rol colaborativo del proyecto. “Todo este proceso se consolida gracias a la colaboración de varias direcciones”, enfatizando que “todo esto es una sinergia producto del apoyo de estas entidades, con las cuales pensamos en conjunto el desarrollo de estas áreas del archivo que son tan importantes”.

Arrizaga agregó que “la Universidad, a través de estas iniciativas, está formalizando y expresando de manera explícita su vocación pública. lo que estamos haciendo es poner a disposición de la comunidad parte de nuestra memoria documental universitaria, y eso de alguna manera retruca todo lo que la comunidad ha implicado para la institución, su consolidación y existencia. A través del catálogo, que es la herramienta de sociabilización fundamental, la Universidad está ratificando su vocación pública, ya que damos acceso a los documentos de archivo que narran la historia de la institución, que es la historia de la Región y la historia del país”.